jueves, 9 de febrero de 2012

La regulación de la televisión conectada a análisis en la reunión del CICA

El pasado jueves, 2 de febrero, las cuatro entidades que forman la CICA (Conferencia Ibérica de Consejos Audiovisuales) se reunieron en Barcelona para analizar la regulación de los servicios de comunicación emergentes, en particular, la televisión conectada (TV intelligent o smart TV).

Al encuentro han asistido los presidentes y varios miembros de los consejos que forman parte de la CICA. En concreto, y en cuanto a las presidencias, han asistido Carlos Magno (Portugal), Emelina Fernández (Andalucía), Ramon Font (Cataluña) y Joan Font (Andorra), este último como presidente en funciones.

Tras la reunión de trabajo mantenido el viernes 3 de septiembre, por los responsables audiovisuales, centrada en la regulación de la televisión conectada, se analizaron con detalle las preocupaciones más relevantes de estos servicios de comunicación emergentes.

El consejero del CAC, Santiago Ramentol, ha realizado un repaso de las innovaciones tecnológicas que está experimentando el sector y ha destacado que, con la televisión conectada, en una misma pantalla convivirán contenidos con varios niveles de regulación (según la normativa de la zona de origen y/o la cobertura, según la tecnología de transporte de la señal, etc.). Por ese motivo, ha apostado por la cooperación y la coordinación entre organismos reguladores a escala internacional. "Será preciso desarrollar un nuevo paradigma que no se base exclusivamente en el control y la sanción: deberán potenciarse fórmulas de autorregulación y corregulación" ha señalado.

El miembro del Consejo Audiovisual de Andalucía Francisco Cervantes ha explicado que será un reto para el legislador del futuro conciliar la neutralidad tecnológica y la necesidad de tener en cuenta el contexto en el que se accede a un contenido determinado. "La problemática es aún mayor cuando esos contenidos comparten espacio y conviven en el mismo soporte, lo que plantea el problema de salvaguardar en cualquier caso la protección del núcleo duro regulador, como es el ámbito de los derechos de los menores o el respeto a la dignidad de las personas."

Cervantes ha mostrado su inquietud por la posibilidad de que la televisión conectada suponga la existencia de los llamados jardines cerrados (wall gardens), donde el acceso a los contenidos en línea dependería de orientaciones hechas por el fabricante del televisor. "De esta forma, como ocurre ahora, Sony anima a conectarte a cadenas de televisión con las que ha hecho un pacto, y lo mismo ocurre con Samsung, Panasonic, etc.", ha señalado.

La consejera del CAC Elisenda Malaret ha explicado que "la televisión conectada como tal no presenta nuevos problemas desde el punto de vista de la regulación audiovisual, ya que plantea la misma problemática que se presenta con los servicios audiovisuales bajo demanda". "Sí puede presentar problemas -ha añadido-desde el punto de vista del derecho de la competencia, en la medida que se den posiciones de dominio".

El presidente de la Entidade Reguladora para a Comunicação Social, por su parte, ha realizado una intervención bajo el título "El paisaje mediático portugués después de la próxima batalla".

La Conferencia Ibérica de Consejos Audiovisuales (CICA), que fue creada en 2008, está formada por los siguientes miembros: el Consejo Audiovisual de Andalucía, el Consell Andorrà de l'Audiovisual, el Consejo del Audiovisual de Cataluña y la Entidade Reguladora para a Comunicação Social (Portugal).

No hay comentarios:

Publicar un comentario