jueves, 9 de febrero de 2012

La Conferencia Ibérica de Consejos Audiovisuales hace pública una declaración sobre la necesidad de los organismos reguladores del sector audiovisual

La Conferencia Ibérica de Consejos Audiovisuales, reunida en Barcelona con motivo de su asamblea anual, ha decidido hacer público un comunicado sobre la necesidad de los organismos reguladores del sector audiovisual.

La declaración recuerda que los consejos fueron creados en toda Europa para garantizar la protección de los derechos básicos de los ciudadanos y de las libertades públicas, así como para ejercer la función de árbitros para una distribución justa de las licencias de radio y de televisión. El texto destaca el carácter independiente de los organismos reguladores tanto en cuanto a la autoridad política como a los prestadores de servicios de comunicación audiovisual.

En cuanto a la financiación, el comunicado señala que la crisis económica no puede ser una excusa para que dejen de ejercer sus funciones. Según el escrito, hay que evitar que los poderes políticos y económicos utilicen su capacidad de influencia para interferir en la independencia de las autoridades reguladoras.

La declaración hace una apuesta por unos medios de comunicación de calidad y subraya que la existencia de consejos audiovisuales es un signo de calidad democrática y que su ausencia o irrelevancia constituye un atentado grave contra la construcción de una sociedad más transparente, participativa y libre.

La Conferencia Ibérica de Consejos Audiovisuales (CICA), que se creó en el año 2008, está formada por los siguientes miembros: el Consejo Audiovisual de Andalucía, el Consejo Andorrano del Audiovisual, el Consejo del Audiovisual de Cataluña y la Entidade Reguladora para a Comunicação Social (Portugal).

Acceder a Declaración Oficial

No hay comentarios :

Publicar un comentario