miércoles, 2 de diciembre de 2015

La Justicia anula otro precinto de emisora


El Juzgado de lo Contencioso-Administrativo nº 2 de Santa Cruz de Tenerife ha vuelto a denegar a la Administración el precinto y cierre de una empresa a la que le atribuían una actividad televisiva. El Auto dictado en el procedimiento nº 190/2015 entendió que  no había motivos suficientes para precintar y cerrar por la vía judicial unas instalaciones legítimas.

En algunas CCAA se ha instaurado la persecución de medios de comunicación (Radios y Televisiones) para obtener sanciones ejemplarizantes que justifiquen la aplicación de la legalidad audiovisual. Con ello se pretende dar un toque de atención a todos los operadores de radio y televisión.

Sin embargo, la curiosidad es que siempre acaban expedientando a las empresas locales y regionales más integradas en su entorno. Las que más dificultades tienen para acceder a las licencias audiovisuales a la vista del contenido de los repartos. Y eso que cada vez más adjudicaciones son anuladas por los Tribunales al desvelar irregularidades en su tramitación.

Se han encontrado paradojas increíbles como la siguiente:
Televisiones que al no ser adjudicatarias recurren judicialmente el concurso. Tras un largo proceso obtienen sentencia favorable. Y se les propone como adjudicatarios de la licencia porque sus proyectos eran los mejores. Pero cuando se les pide cumplir con las obligaciones de estar al corriente con Hacienda y Seguridad Social, adiós a la licencia. ¿Por qué?
Porque durante la tramitación del pleito, la administración les sanciona con 500.000 € por emitir sin licencia.

Esto ha ocurrido en varias CCAA y ha ocasionado la imputación del delito de prevaricación a uno de los anteriores máximos responsables del audiovisual.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada